Cartel “LUNES SANTO 2017”, obra de PABLO FERNÁNDEZ HURTADO

El cartel tiene como eje central un plano de medio cuerpo de María Santísima de la Amargura Coronada, representada desde un ángulo de tres cuartos. La Santísima Virgen esta vestida con la saya de los racimos de uvas o espejos y con el manto rojo de camarín bordado por Jesús Arco. En el pecherín podemos ver la Venera de Santiago, la medalla de Granada o el broche en forma de clavel, cuya historia es por todos conocida, así como el puñal y otras joyas. Sobre sus sienes vemos la corona de la Coronación, sobre la que resalta el lema principal del cartel: “ORACIÓN EN EL HUERTO”.
La Virgen destaca sobre fondo celeste y marco azul, color propio que identifica a la Hermandad, sobre el que se dibuja en el lado derecho el Monumento que se instala en la Iglesia de las Comendadoras en Semana Santa.
Conforme bajamos la mirada vemos que, como cada 15 de septiembre, María Santísima de la Amargura ofrece su mano derecha a todos los granadinos que contemplarán el cartel, mientras que en la izquierda porta el pañuelo, que simboliza el sudario de Nuestro Señor Jesucristo, y el rosario de plata regalado por la vecina Archicofradía de la Virgen del Rosario Coronada, Copatrona de la ciudad.
La “maría” de este rosario resplandece ya que se cumplen quinientos veinticinco años de la fundación de esta querida Archicofradía, cuya titular es patrona de nuestro barrio y junto a María Santísima de la Amargura son las dos imágenes coronadas de nuestra parroquia. En ese resplandor podemos leer en latín: “Mysteria dolorosa. Primo mysterium, Dómini Nóstri Iésuchrísti oratiónem in horto Getsemani”, cuya traducción significa en castellano: “Misterios Dolorosos. Primer misterio, la Oración de Nuestro Señor Jesucristo en el huerto de Getsemaní”. De esta manera en el cartel aparece también el Señor de la Oración, cuyo paso de misterio viene a completar aquel anhelo del que fuera párroco de Santo Domingo, don José Alonso: representar todos los misterios del rosario en los pasos de las cofradías que se iban creando en el barrio del Realejo.
Este resplandor en torno al rosario es una especie de sol, ya que el rezo del rosario es contemplación directa de la vida de Nuestro Señor Jesucristo. Por lo tanto, y basándonos en la iconografía, este sol nos representa a Cristo, que es el “astro” que brilla con luz propia, sin el cual la “Hermosa como la luna” no podría brillar. Por esto, en el lado inferior izquierdo, aparece la luna, que simboliza a la Virgen María. Sobre la misma vemos como la figura de la Virgen se va difuminando en las formas de un velo negro o mantilla que representa el luto que visten las camareras el Lunes Santo.
Dentro de la luna se intuye una filacteria con las palabras “AMARGURA CORONADA”, elementos bajos los cuales aparece el texto “Lunes Santo 2017” con el que se culmina el cartel y cuya T es la cruz de Santiago, elemento ya usado en otros carteles anteriores editados por la Hermandad.

Los comentarios están cerrados.