Cuaresma en casa – Vía Matris: 5° Dolor – María está junto a la cruz de su hijo

222

V DOLOR

MARÍA ESTÁ JUNTO A LA CRUZ DE SU HIJO

JESÚS, CORDERO ELEVADO EN LA CRUZ

Mirarán hacia mí, a quien traspasaron; harán duelo por el que traspasaron

como se hace por un hijo único y lo llorarán amargamente

como se llora a un primogénito.

(Zac 12, 10b)

Te alabamos, Santa María,

Madre fiel junto a la cruz de tu Hijo.

LECTURA EVANGÉLICA

Del Evangelio según san Juan 19, 25-27a

Estaban junto a la cruz de Jesús su Madre y la hermana de su Madre, María la esposa de Cleofás, y María Magdalena. Jesús viendo a su Madre y al discípulo a quien tanto amaba, dijo a su madre: “Mujer, ahí tienes a tu hijo.” Luego dijo al discípulo: “Ahí tienes a tu Madre”. Pausa de silencio

SÚPLICA

Invoquemos a Santa María, madre de la vida.

Mujer del dolor, ruega por nosotros, tus hijos

Mujer de la Nueva Alianza, ruega por nosotros, tus hijos

Madre de los vivientes, ruega por nosotros, tus hijos

Reina de los mártires. ruega por nosotros, tus hijos

Oh Dios, tu Hijo único, muriendo en la cruz, confió a la bienaventurada Virgen, su Madre, la nueva comunidad mesiánica: concédenos saber cuidar, bajo su protección, nuestra dignidad de hijos y nuestra pertenencia a un pueblo santo, real y sacerdotal. Por Cristo nuestro Señor. Amén.

MEDITACIÓN

Como ofreciste tu dolor al Padre,

ahora te pedimos que ofrezcas también nuestros dolores

de modo que ninguno sea en vano.

ORACIÓN

Oremos.

Descienda Señor, sobre nosotros, que recorrimos en la fe el camino de dolor de la Virgen Madre, la abundancia  de tus dones: el consuelo y el perdón, la serenidad y la paz, la alegría y la segura esperanza, de ser asociados a la gloria de Cristo resucitado. El vive y reina por los siglos de los siglos. Amén.

Santa María nos proteja y nos guíe benignamente en el camino de la vida.  Amén.